El trinquet más antiguo de la ciudad de València, el Trinquet de Pelayo, ha renovado su propuesta gastronómica con un restaurante que conjuga un diseño innovador con la tradición deportiva de la pilota valenciana. Una conjunción de vanguardia, diseño y tradición artesanal que encaja con las cualidades de nuestra silla Moon light, que encaja orgánicamente en todo el conjunto.

Su versión en patas de madera, que entronca con la estética del resto del mobiliario, de las paredes y de los elementos decorativos, se complementa con tapizados en tonos ocres y azules.

Pelayo Gastro Trinquet crea, así, un espacio gastronómico tan emblemático visualmente como la cancha de pilota valenciana de 150 años de historia en el que se enmarca, conocida como la catedral de este deporte. Muros de ladrillo macizo, madera y vigas de grandes dimensiones trasladan la estética del trinquet al interior del restaurante, coronado por una escultura suspendida en el aire del artista fallero Manolo García, creada con varillas de manera: una enorme mano lanzando una pilota de vaqueta.

Su interiorista, Carlos Serra del estudio Mercader de Indias, ha aportado su estilo sobrio y moderno a la estética de esta disciplina deportivo para crear un espacio inspirador y sorprendente a un mismo tiempo, en el que las sillas Moon light destacan por su ligereza y su confortabilidad.

Unas cualidades que la convierten en una de nuestras sillas preferidas para espacios gastronómicos, como el Pelayo Gastro Trinquet y el reciente restaurante Albarracín de Zaragoza del estudio Classico45Interiorismo.